Apple Watch y Masimo: Vuelven a chocar

En EE. UU., las patentes de Masimo afectan la venta de modelos específicos de Apple Watch.
En EE. UU., las patentes de Masimo afectan la venta de modelos específicos de Apple Watch.

El mundo de la tecnología y la salud se encuentra en un punto de fricción. Recientemente, Joe Kiani, CEO de Masimo, ha hecho declaraciones contundentes sobre la funcionalidad de oximetría de pulso del Apple Watch, argumentando que los usuarios estarían mejor sin esta característica. En una entrevista concedida a Bloomberg TV, Kiani criticó abiertamente a Apple por presentar su tecnología como una alternativa confiable a los oxímetros médicos tradicionales.

Diferencias en el monitoreo:

Según Kiani, la oferta de Apple dista mucho de ser un sustituto fiable. Mientras que los dispositivos de Masimo ofrecen un monitoreo continuo, especialmente útil durante el sueño para detectar problemas como la apnea o desaturaciones peligrosas por opioides, el Apple Watch solo realiza dos mediciones automáticas al día. Kiani enfatiza que la monitorización continua es donde reside el verdadero valor del oxímetro de pulso.

En el caso de Apple contra Masimo, se evidencia cómo la propiedad intelectual se convierte en un campo de batalla crucial en la industria de la tecnología, afectando a gigantes y startups por igual.
En el caso de Apple contra Masimo, se evidencia cómo la propiedad intelectual se convierte en un campo de batalla crucial en la industria de la tecnología, afectando a gigantes y startups por igual.

El nuevo masimo Freedom Watch:

En el marco de esta controversia, Kiani aprovechó para presentar el próximo Masimo Freedom Watch, un dispositivo con sensores de seguimiento de salud integrados que, según él, podría desviar la atención del mercado del Apple Watch, especialmente entre aquellos que valoran la precisión de la oximetría de pulso.

Contexto legal y disputas:


Las tensiones entre Masimo y Apple no son nuevas. Más allá de las críticas, existe un trasfondo de disputas legales y acusaciones mutuas. Masimo ha acusado a Apple de contratar a más de 20 de sus ingenieros, en algunos casos duplicando sus salarios, para desarrollar tecnologías similares para el Apple Watch. Además, Kiani señala que ciertas complicaciones legales, como la prohibición de importación de la ITC, podrían haberse evitado si Apple hubiera optado por fabricar sus dispositivos en Estados Unidos, como hace Masimo.

Procesos legales en curso:

En el entorno legal, las tensiones se mantienen elevadas. Apple enfrenta un proceso de apelación sobre la patente que está en juego, y está trabajando en una actualización de software, cuyos tiempos de finalización son aún inciertos. Masimo, por su parte, busca un acuerdo de licencia que podría ascender hasta los 3 dólares por cada Apple Watch vendido, mientras que Apple ha contraatacado con una demanda alegando que el reloj W1 de Masimo infringe varias de sus patentes de diseño.

Venta de Apple Watch afectada:

En medio de esta batalla, el Apple Watch continúa su venta en los modelos Series 9 y Apple Watch Ultra 2, aunque con la funcionalidad de oximetría de pulso desactivada. Se permite la venta de existencias previas por parte de terceros hasta agotar stock.

1 Respuesta

  1. Albino Batallea Sanez dice:

    Escuché esto de los Apple Watch por un podcats de youtube, que locura lo de Masimo… interesante cuanto menos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *